Traducción jurídica y jurada

Cómo diferenciar la Traducción Jurada y Jurídica

¿Sabías que existen diferentes tipos de traducción?  Hoy en Trad&go, agencia de traducción profesional te contamos las diferencias entre traducción jurada y jurídica. ¿Nos acompañas?

A veces nos encontramos con situaciones o personas que piensan que la figura de un traductor jurídico ofrece los mismos servicios que un traductor jurado. Si bien es cierto que los términos se parecen, sus funciones son muy diferentes y hay que tenerlo en cuenta a la hora de acudir a una agencia de traducción. Es por ello que hoy te ayudamos a diferenciar entre traducción jurídica y jurada.

Cómo diferenciar la Traducción Jurada y Jurídica

Traducción jurídica 

traducción jurídica

Para los profesionales del mundo de la traducción, resulta difícil elaborar una definición única sobre la traducción jurídica. Esto se debe a la dificultad de separar disciplinas como la traducción jurídica, comercial o administrativa. Definiremos traducción jurídica como aquella traducción que tiene lugar en una situación jurídica (legislativa, procesal, negocial, etc.). 

Estas traducciones pueden implicar diversidad de textos como traducciones de leyes, citaciones o contratos mercantiles entre otros. Este tipo de textos son aquellos que se intercambian entre la ciudadanía y la administración pública o entre la propia ciudadanía. 

 

Traducción jurada 

Traducción jurada

La traducción jurada, por otro lado, se refiere a la traducción oficial de documentos llevada a cabo por profesionales reconocidos como traductores jurados. Es decir, la traducción se realiza sobre un documento oficial que asegura que tanto el texto de origen como el traducido contienen la misma información. 

Al contrario que con la traducción jurídica, la traducción jurada puede aplicarse a cualquier ámbito. Se suele llevar con el objetivo de presentar un escrito ante un organismo oficial como pueden ser: universidades, ministerios, ayuntamientos, etc. 

Otro aspecto de este tipo de traducción es que en España, debe estar realizada por un profesional de la traducción que cuente con el título de Traductor-Intérprete Jurado concedido por el Ministerio de Asuntos Exteriores y Cooperación. Asimismo, el documento de la traducción debe estar firmado y sellado por el traductor jurado.

 

¿Cuál es la diferencia principal? 

Como habéis podido observar en las definiciones, la diferencia principal entre ambas traducciones es que las traducciones jurídicas no cuentan con validez oficial. A no ser que el profesional que la lleve a cabo cuente con el título de traductor jurídico y jurado y la selle. 

Es importante tener en cuenta que oficial y calidad son términos diferentes y que no van de la mano. Que una traducción no sea oficial no significa que tenga menor calidad. Simplemente debemos saber que la traducción jurídica está enfocada en el ámbito del derecho. 

En resumen podemos concluir que:

  • La traducción jurídica es realizada por un traductor jurídico y no es oficial. 
  • La traducción jurada la lleva a cabo un traductor jurado y sí lo es.

También podemos encontrarnos con situaciones en las que un traductor jurado esté especializado en traducción jurídica, por lo que podría llevar a cabo ambas traducciones.

 

Desde Trad&go, agencia de traducción profesional, recomendamos que antes de solicitar una traducción, te informes de la documentación que necesitas. Nuestra agencia está formada por un equipo de profesionales encantados de poder asesorarte al respecto. Contamos con los mejores expertos, nativos y multidisciplinares especializados en traducción jurídica y jurada. Contáctanos para más información. 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *