La transcripción, ¿sabrías decir qué es?

En el campo de los idiomas hay muchos ámbitos a los que se enfrenta un buen traductor. Por ejemplo, la transcripción, ¿sabrías decir qué es?

Para ponernos en situación, la transcripción es la representación de un sonido o una secuencia de sonidos mediante un sistema de símbolos gráficos. Por ejemplo, la transcripción fonética de la palabra «casa» sería /ˈkasa/ y la transcripción fonológica sería [ˈkasa].

Es decir, la transcripción lingüística se utiliza para representar el habla de una persona mediante un sistema de símbolos, con el fin de estudiar el lenguaje o de facilitar la comunicación. 

Debemos de tener en cuenta que existen diversas formas de comunicación. La transcripción y traducción son algunas de las herramientas utilizadas para garantizar esta facilidad de comunicación. Pues permite que personas de diferentes culturas y lenguas se comuniquen. 

Sin embargo, es muy importante conocer las diferencias entre la transcripción y la traducción. Por eso, a continuación vamos a analizar la diferencia entre ellas en el lenguaje: dónde y cómo se utilizan y cuándo pueden combinarse ambas para una comunicación eficaz. 

Entonces, ¿Qué es la transcripción?

En la transcripción se realiza un proceso de conversión de contenidos. Por ejemplo, de audio o vídeo a un formato escrito del mismo idioma. La transcripción se ocupa de dos formas de lenguaje: las voces habladas o grabadas y la forma escrita. Pero hay que destacar que se ocupa, normalmente, de una sola lengua. Destacar también que tiene en cuenta las formas de lenguaje no verbal. Esto incluye el lenguaje de signos o formas de lenguaje no verbal, como los gestos, las emociones o los sentimientos. Esto dependerá de las preferencias del dueño del archivo.

Además, hay que tener en cuenta que, cuando la conversión la realiza un hablante nativo, la transcripción produce unos resultados más precisos.

 

Similitudes entre transcripción y traducción

Existen algunas similitudes entre ellas, aunque son diferentes y se utilizan para distintos fines:

  • Las dos son formas de convertir un idioma en otro.
  • Ambas buscan eliminar la brecha que existe en la comunicación.
  • Se utilizan para ampliar el alcance y la difusión de los contenidos de investigación, ya sea de forma escrita u oral.

 

¿Es necesario utilizar la transcripción y la traducción?

En ocasiones hay situaciones en las que es necesario utilizar ambos métodos. Sin embargo, la decisión final la tiene el propietario de los documentos o la grabación. 

Algunas situaciones donde pueden coexistir ambos formatos son:

  • Subtítulos de vídeo: Los subtítulos en otro idioma para contenidos de vídeo necesitaría del uso tanto de la transcripción como de la traducción. El vídeo se transcribe para producir el mensaje original en forma escrita. Y, a continuación, el texto generado se traduce a la lengua de destino. 
  • Foros internacionales: Los foros y las conferencias internacionales también son lugares donde se requiere el uso tanto de ambos formatos. Esto es debido a que hay que presentar un informe de la conferencia en diferentes idiomas. Por tanto, hay que transcribirlo a texto y luego traducirlo a esas lenguas.

 

Estos son algunos ejemplos de situaciones donde la transcripción es necesaria, y va muy ligada a la traducción. En Trad&Go, agencia de traducción, ofrecemos este tipo de servicio, cada día más demandado. ¿Necesitas un presupuesto? Ponte en contacto con nosotros y hablemos de ello.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.