La historia de la traducción e interpretación

Hoy queremos recordar el origen de la traducción e interpretación. Por ello, desde Trad&Go, agencia de traducción, te traemos unas cuantas pinceladas y un repaso (que nunca viene mal) sobre su historia ya que es importante tener consciencia de cómo y dónde surgió. Es hora de echar la vista atrás y descubrir el origen de nuestra profesión, aunque seguramente muchos de vosotros ya lo conozcáis. ¡Qué comience nuestro viaje a través del tiempo!

 

Egipto y la piedra Rosetta

No es de extrañar que el origen de la traducción se encuentre en el descubrimiento de la conocida piedra de Rosetta. Esta piedra contenía información escrita sobre el decreto que ensalzaba la figura del faraón Ptolomeo V en el primer aniversario de su reinado, en el año 196 a.C. Lo curioso es que, en esta piedra de más de un metro de altura y casi 800 Kg de peso, estaba redactado el decreto en cuestión en tres idiomas diferenteslos jeroglíficos egipcios, la escritura demótica y el griego. Como no podía ser de otra forma, la piedra Rosetta se consideró a partir de entonces el primer rastro de la traducción propiamente dicha, y permitió a sus estudiosos descifrar por fin el significado de la escritura jeroglífica, que había sido un misterio absoluto hasta su aparición.

 

historia de la traducción e interpretación

 

 

La traducción en las civilizaciones griega y romana

Pero en esta época existieron también otras dos culturas, la griega y la romana, cuya aportación a la traducción data quizás de épocas anteriores, ya que la misma civilización romana fue la encargada de traducir la mayoría de la literatura griega al latín.

Aunque sus obras eran más un compendio de las obras y del pensamiento griegos que una traducción propiamente dicha, sabemos que la traducción de La Odisea del griego al latín que llevó a cabo Livio Andrónico es contemporánea a la versión alejandrina ya mencionada, por lo que el origen de la traducción puede determinarse en una época concreta, pero en múltiples territorios geográficos.

 

historia de la traducción e interpretación

 

 

Las traducciones religiosas en la Edad Antigua

La desaparición del hebreo como lengua religiosa dio como resultado la necesidad de traducir este idioma en peligro de extinción a otro que pudiera entender el pueblo judío. El idioma elegido fue el griego, aunque realmente sus contemporáneos greco-romanos no se vieron influenciados por esta versión del Antiguo Testamento, libro que conocieron en la época del cristianismo.

Fue posteriormente, ya en el siglo II d.C. cuando comenzaron a aparecer las primeras traducciones de los libros del Antiguo Testamento desde el griego hacia el latín, versión que se denominó Vetus Latina. Ya en este período, las traducciones que encontramos tienen que ver con el ámbito religioso, y dos siglos más tarde una traducción de la Biblia será la que cambie por completo la historia de la traducción: la Vulgata. Esta traducción de la Biblia completa llevada a cabo por San Jerónimo, patrón hoy en día de los traductores, ha sido la traducción más divulgada y la única autorizada por la Iglesia católica en su momento. Aunque modificada en algunos aspectos a través de los siglos, esta fue la versión que imprimió Gutenberg por primera vez en 1452.

 

historia de la traducción e interpretación

 

De la Antigüedad a la Edad Media

Ya en los siglos IX y X, Bagdad se convierte en el centro neurálgico de la traducción. Se traducen al árabe, en este caso, los trabajos existentes en griego en campos como el de la filosofía y la ciencia. La rápida expansión de estas traducciones tuvo lugar a través de España, un territorio bajo dominio musulmán que actuó como puerta de entrada hacia Europa.

La península Ibérica era entonces un territorio multicultural. Con la cultura árabe en expansión, en este territorio convivían también judíos y cristianos, todos ellos con lenguas y culturas diferentes, que hacían de la traducción una absoluta necesidad. Esta riqueza tanto cultural como lingüística permitió que la traducción viviera un momento álgido, ya que los conocimientos y las palabras pasaban de un idioma a otro y los traductores eran los portadores de las ideas. En la Edad Media se tradujeron muchas obras del griego al árabe, a menudo a través de España.

 

 

historia de la traducción e interpretación

 

La Escuela de Traductores de Toledo

Toledo era, en aquellos momentos, el reflejo más fiel de la convivencia entre las tres culturas. Su conquista en el año 1085 y la tolerancia que mostraron los reyes cristianos con musulmanes y judíos facilitó que esta amalgama de culturas pusiera en marcha múltiples proyectos de traducción de los diferentes textos clásicos grecolatinos alejandrinos del árabe al latín. Este proceso era, en raras ocasiones una traducción directa entre ambos idiomas, ya que en la mayoría de las ocasiones existía una traducción intermedia a la lengua vernácula ya emergente: el castellano.

Aunque existe cierta polémica sobre el responsable de su fundación, se sabe que la Escuela de Traductores de Toledo se pone en marcha en el siglo XII gracias al arzobispo de Toledo y gran canciller de Castilla, Raimundo de Sauvetât, un monje cisterciense de origen francés. En sus primeros pasos, la Escuela basa su actividad en la transferencia de textos fundamentalmente teológicos y filosóficos. Por ello, la Escuela de Traductores de Toledo es el mejor reflejo de la multicultural península Ibérica.

 

 

historia de la traducción e interpretación

 

Aparición de la imprenta y las lenguas vernáculas

Con la creación de la imprenta en el siglo XV, el mundo de la cultura se revoluciona por completo. En un mundo en el que las distintas lenguas vernáculas están también viviendo su apogeo, la rápida difusión del conocimiento influirá de forma decisiva en el desarrollo de la traducción.

La aparición de todas estas lenguas vernáculas impulsa la necesidad de traducir especialmente los textos religiosos, que se trasladarán a dichas lenguas en lugar del ya conocido latín, que irá perdiendo poco a poco su hegemonía. Esto hará que comience una guerra de traducciones en el campo teológico, ya que las traducciones religiosas se convertirán un arma lingüística, pero también política. Por un lado, elevarán el prestigio de las diferentes lenguas individuales, y por otro, restarán poder al clero al poner en tela de juicio sus interpretaciones de las Sagradas Escrituras. Probablemente el ejemplo más claro lo encontremos en la traducción que Lutero hizo de la Biblia al alemán y pasará a ser uno de los textos más importantes de la Reforma.

 

historia de la traducción e interpretación

 

 

La traducción en la Edad Contemporánea

La expansión industrial, comercial y científica que aconteció a partir del siglo XIX y la posterior internacionalización de las relaciones comerciales y diplomáticas hicieron que se multiplicasen los intercambios lingüísticos, y con ellos la necesidad de traducir.

El auge de las traducciones y el desarrollo de los procesos de traducción han evolucionado mucho durante los siglos posteriores, pero hay otro hito que claramente ha marcado un antes y un después en la historia de la traducción: el descubrimiento de las nuevas tecnologías. No podemos negar que en el momento que vivimos, la globalización, y la existencia de cada vez más herramientas han ayudado en los procesos de traducción y también han amenazado la existencia de esta profesión.

 

historia de la traducción e interpretación

 

 

Sin embargo, cada día que pasa, los traductores avanzamos en nuestra profesión y nos sobreponemos a los obstáculos para seguir rellenando este libro de historia de la traducción que todavía no ha visto escrita su última página. Por ello, desde Trad&Go, tu agencia de traducción, estaremos encantados de ayudarte en todo lo que necesites. ¡Contacta con nosotros!

 

 

 

 

 

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *